Los grandes cambios

Posted on 2 May, 2014 | 0 comments


Querido amigo

Aquí estoy de vuelta para cumplir la promesa de contarte más de cómo es vivir aquí en este tiempo.

Pensé varias formas de hacerlo y me decidí a contártelo marcándote las cosas que ahora te tocan vivir para entonces destacar cómo esas cosas han hoy cambiado radicalmente. Creo que así será más fácil conectar ambas realidades. ¡Espero estar en lo cierto!

Como bien sabes allí donde estás ahora todo en absoluto a tu alrededor depende del dinero, de tu suerte sobre el lugar y la familia en que naciste, y tu capacidad para obtener el dinero necesario para vivir. Y si tienes mucha suerte podrás además lograr tus aspiraciones de educación, trabajo, familia, pareja, etc. Pero siempre y a cada paso debes confrontar con el dinero que actúa casi como un Dios. Nadie te regala el dinero, por lo tanto no tienes garantizado ningún recurso necesario para tu subsistencia, ¿cierto? No puedes dedicarte simplemente a estudiar despreocupándote de todo lo demás si no tienes quien te provea esa subsistencia.

Aquí vivimos una realidad radicalmente opuesta porque la verdad es que los recursos son más que suficientes para todos y no existe más dinero porque no hacen falta hacer transacciones de ningún tipo, porque la civilización transaccional ha evolucionado hacia una civilización solidaria. Aquí no precisas transar nada para tener tu futuro asegurado, no hace falta dar nada para recibir lo fundamental para tu vida, no precisas pedir préstamos ni trabajar para tener una casa, comida, vestido, transporte, esparcimiento… todo es gratuito y esto se logra con un porcentaje enormemente inferior de energía y recursos que el que se utiliza en tu epoca. Algunas razones son que no hace falta especular produciendo de más o de menos (no hay mercados ni consumidores como los conoces), no hace falta preocuparse por que las máquinas desplacen del trabajo duro y repetitivo a las personas, porque no precisamos esos trabajos para ganar dinero, porque los recursos naturales renovables son fácilmente obtenibles cuando el interés mayor es el planeta en su conjunto, por ende la energía eléctrica es gratuita, los medios de transporte son eléctricos y por tanto también gratuitos, las ciudades ya no están densamente pobladas porque allí ya no está el dinero que provenía del comercio. Son muchos más los cambios pero te darás cuenta que son muy grandes, y cada uno tiene relación entre sí, como una gran rueda. Cada cambio externo tiene relación con un gran cambio interno en las personas. Estos cambios primero nacieron en la interioridad de las personas, ya están de hecho muy dentro tuyo, solo falta tiempo, organización y energía aplicada para concretarlos. Aquí estoy para ayudarlos a lograrlo.

Como imaginarás tengo mucho que explicarte de cada uno de estos grandes cambios. Pero sabrás disculparme si no me extiendo con todas esas explicaciones ahora porque quisiera que vayas pudiendo asimilar esto poco a poco! Así que tómate tu tiempo imaginando que no precisas más dinero y que tienes todo lo fundamental asegurado! Es fantástico de solo pensarlo, cierto?

En unos momentos estaré visitando virtualmente con un grupo de universitarios de todo el mundo el museo de las comunicaciones. El museo tiene 5 sedes en distintas partes del mundo, pero todos conectamos con robots que envían imágenes de 360 grados desde cada sede, así todos utilizando unas gafas que muestran imágenes 3D con las que podemos recorrer las sedes libremente y escuchar las explicaciones de los guías. Es algo fantástico. Esto permite conocer muchísimos lugares sin necesidad de trasladarse, incluso es posible conectar con cámaras panorámicas en vivo desde los más diversos puntos del mundo y ponerlas en pantallas de la casa. Me encantan por ejemplo las puestas de sol en Hawai y en este instante está en mi pantalla principal.

Te dejo un fuerte abrazo, y hasta la próxima carta.

Kira

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *